historia

Misión Alianza de Noruega es una organización misionera que opera proyectos de desarrollo diaconal en América del Sur, Asia y África. Fue fundada por el misionero Ludvig Eriksen en el año de 1901, trabajando en estrecha colaboración con la sociedad civil, las autoridades locales, las organizaciones de desarrollo y las asociaciones de base.

Actualmente se encuentra trabajando en nueve países alrededor de mundo: Bolivia, Brasil, Ecuador, Camboya, China, Liberia, Sierra Leona, Filipinas y Vietnam. En cada país su intervención se sustenta en las necesidades de mayor atención prioritaria.

Sus áreas de interés son: el trabajo con las iglesias, las micro finanzas y el Desarrollo Comunitario; y dentro de este último los sectores de educación, salud preventiva, la práctica del deporte, el cambio climático y la atención a las personas con discapacidad.

Misión Alianza de Noruega, es una organización “interdenominacional”; es decir que trabaja con diferentes tipos de iglesias de todo el mundo. Su forma de trabajo no es construir iglesias, ni establecer iglesias, sino apoyar a iglesias que ya existen, para fortalecer su capacidad tanto para evangelizar como para desarrollar proyectos sociales en sus comunidades.

Misión Alianza de Noruega tiene como identidad Diaconal expresar el amor de Dios al mundo y representar el cuidado de Dios por los pobres, necesitados y marginalizados. La Misión Alianza tiene una vocación especial al servicio diaconal, entiendo por diaconal “el amor al prójimo, así como también el llamado de ser buenos mayordomos de lo que recibimos del creador”.

La diaconía es un agradecimiento a Dios por lo que hemos recibido y por lo que él ha hecho por nosotros. La diaconía tiene tanto una dimensión de mostrar amor y cuidado como una dimensión de justicia, ambas dimensiones se reflejan en Miqueas 6:8 cuando dice: “amar la misericordia y practicar la justicia”.

La obra de Misión Alianza de Noruega se ejecuta con el apoyo de casi 30.000 donantes y simpatizantes en Noruega. Así también recibe el apoyo de DIGNI, una organización formada por organizaciones cristianas que tienen proyectos de desarrollo social, encargada de coordinar y controlar el trabajo de desarrollo con iglesias y sociedades misioneras. Reciben el apoyo del Gobierno Noruego a través de NORAD (Agencia Noruega para Cooperación al Desarrollo).